Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se disputarán del 24 de julio al 9 de agosto. La capital de Japón acogerá los Juegos Olímpicos más sostenibles de la historia. Tras las experiencias de Atenas 2004, Pekín 2008 y Río de Janeiro 2016, el Comité Olímpicos Internacional (COI) pretende cambiar la dinámica a partir de esta cita olímpica con una nueva política sostenible. El organismo olímpico apuesta por aprovechar la mayoría de las instalaciones deportivas de la ciudad japonesa para albergar el evento deportivo más importante del mundo, al que se podrá apostar en Betway apuestas en linea. Además de reducir costes, esta medida pondrá fin a los famosos ‘elefantes blancos’, es decir, obras sin finalizar o finalizadas que son abandonadas tras la cita olímpica.

El Comité Organizador de Tokio 2020 y la propia capital de Japón han desarrollado diversas estrategias de sostenibilidad para convertir a la cita olímpico en un ejemplo para el desarrollo de un futuro sostenible. Esta edición apostará por el hidrógeno como nueva fuente de energía, convirtiéndose en un punto de inflexión para apoyar el objetivo de una sociedad de hidrógeno. Sin ir más lejos, por primera vez en la historia de la cita olímpica se usará el hidrógeno, que no emite dióxido de carbono cuando se quema, para encender las llamas de la antorcha y el pebetero olímpicos. Además, también se usarán alrededor de 500 vehículos con motores de pila de hidrógeno que ayudarán a reducir las emisiones de CO2. De hecho, el objetivo es que el 100% de los automóviles utilizados durante el evento sean de bajo consumo de combustible y baja contaminación.

Medallas de desechos electrónicos y móviles reciclados

Las medallas de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 que recibirán los deportistas no serán puramente de oro, plata o bronce. Las piezas, diseñadas por el japonés Junichi Kawanishi, han sido fabricadas a partir de desechos electrónicos y móviles reciclados que la organización ha recogido a lo largo de los dos últimos años. La iniciativa, que tenía como nombre ‘Tokio 2020 Medal Project’ comenzó en abril de 2017 y ha conseguido recoger un total de 78.985 toneladas de material reciclado. Un material con el que se han fabricado las aproximadamente 5.000 medallas olímpicas que se entregarán en las distintas disciplinas deportivas. En total, 32 kilogramos de oro, 3.500 kilogramos de plata y aproximadamente 2.200 kilogramos de bronce.

Energías renovables en las instalaciones

La electricidad que se utilizará en las instalaciones deportivas y los estadios de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 provendrá de fuentes de energías renovables. De esta forma, la Villa Olímpica, el corazón espiritual de los Juegos Olímpicos, así como el Centro de Prensa Principal (MPC) y el Centro Internacional de Radiodifusión (IBC) también utilizarán energía renovable, que se comprará a las compañías del país nipón. Además, siete instalaciones, entre ellos el Estadio Olímpico, el Ariake Arena y el Centro Acuático de Tokio, han instalado nuevos sistemas de energía renovable. Una serie de medidas para convertir esta edición del mayor evento del planeta en la más sostenible de la historia.