Artículo de opinión de Miguel Jurado en CLarín  sobre la seguridad pública en las ciudades y sus símiles con el fútbol .

La investigadora Jane Jacobs (autora del libro Nacimiento y muerte de las grandes ciudades ) afirmaba que las ciudades deben ser seguras para que la gente no las abandone y se vaya a vivir en los suburbios. Y eso lo decía en los 60. En su famoso libro, escribió: “Mantener la seguridad es tarea principal de las calles y las veredas”. Pero Jacobs no quería armar un equipo defensivo que vigilara las calles llenándolas de policía y cámaras todo el día. No, todo lo contrario. Ella proponía salir a la cancha con un equipo ofensivo. Es que la mejor defensa es un buen ataque. Jane decía que la gente debía poblar los espacios públicos con su vida urbana. Meta toque y toque, como un mediocampo colombiano. Es que en ese sector de la cancha nacen las jugadas más efectivas, allí debe haber creatividad, cambio de ritmo, velocidad e inteligencia. Ojo, también marca… otra vez me fui de tema.

Lo que quiero explicar es que Jacobs aconsejaba generar “diversidad urbana” para que haya gente en las calles. ¿Qué es diversidad urbana? Es como un equipo con jugadores de distintos perfiles, unos que sepan marcar y distribuir, otros que saquen todo de arriba, otros que corran todas las pelotas y uno o dos diferentes, preferiblemente zurdos y que la pidan todo el tiempo. Para sintetizar: está claro que la seguridad no tiene que depender sólo de la defensa, pero el ataque tampoco es patrimonio exclusivos de los delanteros …

Volviendo al tema, según Jacobs, para tener una ciudad segura deben estar siempre presentes los vecinos en las calles. “Hay que añadir más ojos a los que normalmente miran a la calle, y también inducir a los que viven en las casas a observar la calle en número y ocasiones suficientes”, decía. Nada nuevo, como abarcar todo el ancho de la cancha y ofrecerse como salida cuando un compañero tiene la pelota, hablar con el compañero, estar atentos…

Volviendo al tema, según Jacobs, para tener una ciudad diversa que impulse a poblar la calle, cada barrio tiene que tener más de una función, por ejemplo, comercio + educación + vivienda + trabajo. Actividades que garanticen gente fuera de sus casas disfrutando del espacio público. Un ida y vuelta constante, laterales que se proyecten al ataque y delanteros que tapen la salida del equipo contrario. Un equipo solidario que ocupe todos los espacios…

Fuente: http://arq.clarin.com

Leer más