Por su situación geográfica privilegiada El Salvador, posee un excepcional potencial turismo, capaz de volverse una de las actividades principales de la economía, este segmento, se potencia en periodos de vacación, por ejemplo Semana Santa, Fiestas Agostinas, y fin de año, que representa lo fuerte de la temporada alta, de allí en adelante todo el periodo es considerado como temporada baja, llevando al sector turismo a resentirse económicamente, por lo llamado “temporalidad del turismo”. Por lo antes expuesto, se considera necesario innovar, dar el paso de turismo tradicional, al turismo de experiencia, y lograr superar ese problema de “Temporalidad del turismo”, en tal sentido para ello se propone cuatro puntos clave, para el presente abordaje:

 

1-Pulverización de las experiencias:

Los lugares turísticos cuentan con magia especial, que se desenlaza desde el momento que el turista deja su entorno habitual y va en búsqueda de algo diferente, algo que llene un vacío existente, algo que sea capaz de desconectarlo de su rutina, algo que logre diferenciar ese lapso de tiempo, es, esa vivencia inolvidable que el turista perciba que está viviendo algo por primera vez, que se despierte en el turista una emoción tan intensa que sea imposible olvidar, entendiendo que la experiencia no está ligada al precio, si , no a ser única y memorable. “Esta experiencia tendrá que mantenerse en cada uno de los eslabones de la cadena de elementos, tales como: En transporte, Hospedaje y Alimentación.”

Pero además esa experiencia tendrá que llegar a los empleados del establecimiento turístico, que le guste mucho el trabajo que realiza, el ambiente laboral, capaz de encantar al empleado, que sienta patriotismo por la empresa, que defienda los intereses de la empresa, todo será percibido por el turista. También esta pulverización tendrá que ser capaz de hacerse sentir en todo el entorno relacionada a la actividad turística: Proveedores, Comunidad y otros. ¿Las actuales empresas turísticas generaran experiencias únicas inolvidables? Esto solo podrá ser contestado por quienes las viven, y es deber investigar si se está haciendo bien, de no ser así, es una responsabilidad y se deberán tomar las medidas necesarias para reinventar la forma de hacer sentir al turista.

 

2-Aplicación de I+D en turismo.

El litoral salvadoreño como la máxima expresión del turismo de sol y playa, siguen estando casi intacto en el transcurso de las décadas, observando pequeños “Ranchitos”, ofreciendo lo mismo, pescado frito, coctel de conchas, y bebidas, pero la pregunta es, ¿ En que se ha innovado? , buscando nuevas forma de preparar platillos, nuevas forma de servir, nuevas formas de hacer sentir al turista, debemos de aprender dado que se está en constante cambio, para mejorar.

Entonces se tiende a visualizar, segmentos de mercados a los cuales aún no se ha llegado a innovar, como ejemplo, turismo para personas con capacidades especiales, personas con problemas motrices, turismo acompañado de mascotas, para las personas que aman a sus animales y desean compartir un viaje junto a ellas, turismo contemplativo, en lugares alejados, solitarios, en pleno contacto con la naturaleza, que ayude a desconexión plena de la rutina, lo antes mencionado y otro tipo de actividades más, se podrán realizar en el país.

 

3-Superar la expectativa del cliente ¡siempre! , si no lo hacemos es nuestra responsabilidad.

Cuando el cliente visita un lugar turístico, ya, se ha generado una expectativa, de acorde a lo que ha escuchado y/o visto, en los medios de comunicación, o por sus amigos o familiares, pero el hecho de llegar a superar esas expectativa, debe comprometer a vigilar cada detalle, en la entrega del servicio, todo eso se encierra en comparación que hace el turista entre lo esperado y lo recibido, ir más allá, no solo en el producto, también en el servicio, y en todo lo que es posible mejorar para superar la expectativa del cliente. “Además considerar que, no habrá que prometer lo que no se puede cumplir, también es preciso conocer la percepción para mejorar la expectativa.”

el_chorreron

El Chorreron, El Salvador

  4-Adaptarse a las nuevas tendencias de la web.

“El impacto de las redes sociales, y el macro ambiente de la red, ha llegado a considerar el llamado mercado global, en donde el contacto horizontal se hace realidad, cada uno los habitantes y se puede relacionar con diferentes niveles sociales, niveles jerárquicos organizacionales, e inclusive a cualquier parte del mundo.” ¿Entonces cómo aprovechar ese potencial? “Antes difundir los recursos turísticos de una zona geográfica al mundo, era difícil, hoy en día basta con “Twitterarlo”, o “Etiquetar” una fotografía, y el mundo entero se puede dar cuenta del potencial turístico que tiene El Salvador, pero esta tendencia tiene que llegar a todas las empresas turísticas, indistintamente del tamaño”.

Otras formas de aprovechar este recurso, es la forma de pre-venta, en cuanto a reserva, y pago, pero al diseñar estas plataformas virtuales, deberán de ser lo más amigable posible con el usuario, que no requiera un entrenamiento previo, significa que sea lo más intuitivo posible, y lograr la internalización del turismo Salvadoreño.

Autor: Jorge Luis Zelaya Garay  Jorge_zelaya44@hotmail.com Este artículo fue redactado por el autor como parte del diploma internacional “Gestión del Turismo Sostenible”, organizado por Fondo Verde(http://goo.gl/GNiA93) y dirigido por el profesor Dr. Gonzalo de la Fuente de Val.

tysgal