La ropa sostenible en alza en un mundo tan competitivo como es la moda.

El sector de la moda desde hace años está en el ojo del huracán, especialmente por el poco respeto que tienen las multinacionales a los derechos humanos. A pesar de ello nosotros, como ciudadanía, en cierto modo éramos cómplices de prorrogar estas malas prácticas. También es cierto, que no existían alternativas reales al mercado convencional pero por suerte la mayor concienciación ambiental y social ha favorecido un mercado para la ropa sostenible.

¿Cuando vamos de compras nos preguntamos cómo y quién realizó esa prenda?

El coste social de la moda

En los países menos desarrollados se encuentran las principales fábricas de la industria textil, donde los suelos son ínfimos, con mínimas o nulas medidas de seguridad. Esto conlleva a que miles de personas trabajen como esclavos por salarios míseros corriendo un alto riesgo para su salud. Esto sin hablar de la explotación infantil, una práctica muy habitual en estos países subdesarrollados.

El coste ambiental de la moda

La ropa como cualquier sector económico tiene su impacto en la naturaleza y el sector de la moda no es diferente. La industria de la moda produce grandes impactos destacando la contaminación química derivada de la coloración de las telas o el gran consumo de agua en la producción de algodón.

Muchas de las substancias empleadas en la ropa son perjudiciales para la salud y para nuestro entorno. La producción textil utiliza sustancias químicas peligrosas que generan un impacto ambiental y de salud que se extiende por toda la cadena de suministro. Esta contaminación va desde las fábricas, donde afecta a los trabajadores y comunidades que viven en torno a los cursos de agua contaminados, hasta que la prenda llega al consumidor final, en muchas ocasiones conteniendo parte de esas sustancias peligrosas.

Ropa sostenible o moda sostenible

Son prendas de vestir que se realizan de manera responsable y ecológica, teniendo en cuenta todo su ciclo de vida (fabricación, transporte, venta y uso). La ropa sostenible sigue los siguientes criterios:

  • Conservación de recursos y bajo impacto de los materiales.
  • Empleo de mono-materiales y materiales compatibles que faciliten el reciclado.
  • Eficiencia, minimización del consumo de productos auxiliares, prevención de la contaminación y durabilidad de las prendas.
  • Respeto a los derechos humanos y laborales, garantizando la calidad de vida del trabajador.

Certificaciones de Ropa Sostenible

Existen varias etiquetas o sellos que certifican que la ropa sea sostenible, a continuación citaremos algunas de ellas:

Fairtrade

Fairtrade

La denominación “Fairtrade” es una marca comercial internacional, propiedad exclusiva de FLO (Fairtrade Labelling Organizations International) y busca proteger el “Etiquetado” de productos que cumplen con las normas de certificación de FLO bajo el Sello Internacional de Certificación FAIRTRADE creado en 2002.

Los orígenes de la etiqueta de Comercio Justo se remontan a la década de 1980. La primera etiqueta de calidad Comercio Justo fue fundada en 1988 en los Países Bajos por Max Havelaar. El concepto tuvo éxito, y a partir de ese ejemplo, surgieron varias iniciativas de “Etiquetado Justo”. En 1997, varias de ellas se organizaron formando la Fairtrade Labelling Organizations International (FLO – Organización Internacional de Etiquetado Justo). FLO, no es la única organización que promueve la justicia comercial y mejores condiciones para los productores.

El Sello garantiza un proceso de certificación de los productos conforme a los criterios sociales, económicos y medioambientales fijados por FLO. El Sello de Certificación de Comercio Justo FAIRTRADE solamente se concede a productos y no hace valoración alguna sobre las compañías o las organizaciones que los venden.

http://www.fairtrade.net

made_in_greenMade in Green

AITEX ha creado el sello verde de calidad global “Made in Green” como una certificación ecológica y social de producto a nivel internacional, para que tanto la cadena textil como los consumidores finales distingan con esta ecoetiqueta los productos que cumplan 3 requisitos: que no tengan sustancias nocivas para la salud, y que están creados en centros donde se respeta el medio ambiente, y dónde también se respeten los derechos humanos y los derechos universales de los trabajadores.

http://www.madeingreen.com/

GOTS

Global Organic Textil Standard (GOTS)

GOTS es una de las certificaciones más estrictas, cuya organización está compuesta por varias normativas privadas de varios países. Tiene en cuenta el procesamiento, fabricación, envasado, etiquetado, exportación, importación y distribución de tejidos ecológicos fabricados con al menos un 70% de fibras naturales orgánicas certificadas (que obtienen la etiqueta “hecho con orgánico”. Para que el producto esté marcado como “orgánico” el 95% de las fibras han de ser certificadas.

Se controlan además las sustancias añadidas a las fibras, así como los accesorios utilizados. En cuanto al aspecto social, todos los fabricantes deben cumplir con las normas fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo.

www.global-standard.org

IVN_Naturtextil_Logo2_01

NATURTEXTIL

Este es uno de los sellos de la International Association of Natural Textile Industry, asociación alemana  que desde su fundación en 1989 pretende definir y establecer criterios de análisis de la responsabilidad ecológica y social en los procesos de producción textil, además de altos estándares de calidad en el producto terminado. Para ellos, el certificado GOTS es lo mínimo exigible; ellos conceden Naturleder, para productos de cuero, y Naturtextil BEST, la norma más estricta para toda la cadena de producción textil tanto en términos medioambientales como sociales.

www.naturtextil.com

Existen muchas más ecoetiquetas que pueden certificar la ropa sostenible, en este caso sólo hemos citado algunas que tienen relación directa con el sector.

Autor: Jose Taboada

tysgal