Gran Muralla Verde de China

La gran muralla verde de China es un proyecto lanzado en 1978, que pretende forestar, hasta 2074, una extensión de 4480 km para frenar el avance del Desierto de Gobi.

Durante los últimos años, China ha perdido anualmente unos 3200 km² de praderas como consecuencia del avance del desierto de Gobi.

Cada año las tempestades de arena invaden 2300 km² de tierras agrícolas, y este proceso no cesa de acelerarse año a año. Las tormentas destruyen las tierras agrícolas y provocan serios inconvenientes en los centros poblados, incluso en Japón, Corea del Norte y Corea del Sur. El proyecto tiene por finalidad elevar la cobertura de bosques en el norte de China del 5 al 15 % y así reducir las zonas desertificadas.

Por su longitud, ya es denominada por algunos como “la obra de ingeniería ecológica más grande del mundo” y se está haciendo en el lado norte y noroeste del país. El cinturón verde, que tiene un ancho que variará en ciertos sectores entre los 236 y 537 metros, abarcará un 42 por ciento del territorio nacional, según datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Desde que se comenzó la plantación de la Gran Muralla Verde, las tormentas de arena han disminuido considerablemente, lo que fue más notorio entre 1981 y 1998. En tanto, los bosques que ya se han plantado en otras áreas como parte del plan de reforestación, han permitido absorber hasta 4 mil millones de toneladas de CO2 y otros gases desde 2003, una cifra que se estima que será mucho mayor cuando la Gran Muralla esté finalizada.

http://sp7.fotolog.com/photo/55/18/77/walliscattleya5/1277075626774_f.jpg

En África también se ha diseñado otra Gran Muralla que cruce todos los países del Sahel. El proyecto de La Gran Muralla Verde prevé cultivar una barrera vegetal de 15 kilómetros de ancho y 7.000 de largo que atraviese África de este a oeste.

tysgal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *