Big data El poder de los datos

el poder de los datos

La fundación Innovación Bankinter a desarrollado el informe: Big data El poder de los datos.

Nuestra capacidad para producir información ha avanzado a la velocidad de la luz con respecto a hace tan solo unos años. La ingente cantidad de datos disponibles ha hecho necesario el desarrollo
de herramientas que los analicen y procesen para identificar lo relevante. Estas tecnologías ya existen pero apenas hemos empezado a exprimir sus posibilidades

“Si se pusieran en fila todos los nuevos libros publicados, nos deberíamos desplazar a 150 kilómetros por hora para mantenernos al frente de la hilera”, escribía Stephen Hawking en
El universo en una cáscara de nuez hace ya trece años. “Si continuara el crecimiento exponencial, se publicarían diez artículos por segundo en mi especialidad de física teórica, y no tendría tiempo de leerlos”, proseguía el aclamado físico.

En efecto, eso ha sido exactamente lo que ha pasado. Según el profesor de bioinformática de la Escuela de Salud Pública de Harvard Winston Hide, en los últimos cinco años se ha generado más
información científica que en toda la historia de la humanidad. El volumen de los datos existentes es de tal magnitud que, si ocupara un espacio físico, Hide asegura que superaría el tamaño de una galaxia.

Esta aceleración de la velocidad a la que generamos contenido ha propiciado la emergencia de una nueva ciencia: el big data, que en español se podría traducir como “datos masivos”. Su significado parece claro, sin embargo, este concepto no es suficiente per se para explicar el fenómeno, que trasciende a una simple idea de cantidad. No estamos hablando solo de un montón de datos, sino de la generación de valor a partir de su procesamiento y análisis. Esa es la verdadera revolución del big data y el motivo que ha llevado a una treintena de expertos de todo el mundo a reunirse en la XXIII edición del Future Trends Forum organizado por la Fundación Innovación Bankinter, que ha inspirado esta publicación.



Para llegar hasta aquí se han desarrollado numerosos dispositivos y aplicaciones que permiten medir, estructurar, procesar y analizar grandes volúmenes de datos gracias a nuevas
infraestructuras tecnológicas diseñadas para soportar petabytes de información. Constantemente aparecen nuevas y refinadas tecnologías que están permitiendo mejorar la eficiencia de las
organizaciones, precisar los gustos y necesidades de clientes y consumidores, conectar a Gobiernos y ciudadanos, reforzar la seguridad y la inteligencia de las ciudades, realizar predicciones de todo tipo y generar patrones de comportamiento útiles para que las empresas conozcan mejor a su público y para concienciar a las personas sobre sus propios hábitos, incluso dando recomendaciones de cómo cambiarlos para mejorar aspectos de su vida como la salud.

Todo esto es solo el comienzo, ya que apenas estamos empezando a aprovechar el potencial que ofrece el análisis de datos masivos. El big data ha abierto la veda a una sociedad más informada, más eficiente, capaz de realizar proezas hasta hace poco reservadas al ámbito de la ciencia ficción.

Tal vez Hawking no tenga tiempo de leer todos los artículos científicos que se generen, pero tampoco le hará falta. Alguna tecnología big data lo hará por él, y solo tendrá que preocuparse de interpretar los resultados. De hecho, no tendrá que esperar mucho: trece años después de sus vaticinios, esto ya forma parte del presente. La toma consciente de decisiones basadas en datos es hoy una realidad, y quien no la aplique se quedará atrás.

El reto ahora es encontrar la aguja en el pajar, identificar lo relevante y aplicarlo involucrando a todos los agentes implicados (empresas, organizaciones, gobiernos, profesionales y ciudadanos), superando las barreras legales, estructurales y humanas que presenta. Nadie dijo que fuera fácil, pero merece la pena intentarlo.

Descargar Big data El poder de los datos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *